Errores SEO a evitar para posicionar tu web

En el mundo del SEO todo cambia a un ritmo considerable, a excepción de unos cuantos principios fundamentales, y hemos de adaptarnos a esos cambios constantes. Hasta hace pocos años, llenar nuestros sites de palabras clave era prácticamente el único objetivo para mejorar la clasificación de nuestra web.

Pero ya no es así. Ahora lo que realmente importa es elegir la palabra clave correcta, es decir, la palabra clave principal que responda a una determinada intención de búsqueda de los usuarios. Y claro, con los nuevos algoritmos, necesitamos herramientas adecuadas para desarrollar nuestra estrategia.

Por ejemplo, los resultados de búsqueda de Google nos muestran de qué modo se busca la información, dato que, junto con algunos truquillos SEO, nos permite saber cómo debemos enfocar nuestros contenidos.

Cada vez es más importante saber qué estás haciendo mal con el SEO. Evitar ciertos errores muy comunes, nos permitirá alcanzar nuevos y mejores objetivos de marketing. Te dejo algunos de los más comunes que, si los corriges, te sorprenderán los resultados.

Aunque también te invito a echar un vistazo a estos artículos:

Conocer a tu audiencia

Conocer a tu audiencia es fundamental. Una empresa (o proyecto) que conoce y comprende perfectamente a su audiencia va un paso por delante de sus competidores.

Si no conoces a tu audiencia, no sabrás qué estrategias o medios elegir, qué mensajes captarán su atención o cómo tratarlos. Y para tu SEO también será importante pues, si ofreces lo que tu público objetivo demanda (y del modo en que lo demanda), conseguirás mucho más tráfico de calidad.

– Haz una investigación de mercado y asegúrate de que los datos demográficos que has seleccionado sean los correctos para tu marca. Aprende sobre sectores relacionados y mide el interés en tu producto en otras áreas y desde otras perspectivas.

– Estudia a tus competidores. Evalúa su marca y los tipos de estrategias de marketing que utilizan. ¿Qué técnicas están usando? ¿Por qué? ¿Qué les está funcionando y qué no?

 

Los errores SEO que debes evitar en tu estrategia

 

Las palabras clave adecuadas

Aunque sepamos qué es lo que busca nuestro público objetivo, necesitaremos más datos para determinar qué palabras clave vamos a atacar.

Algunas herramientas, como Ahrefs o Semrush, nos ayudan a generar un listado de las palabras clave que usan nuestros potenciales clientes, es decir, las palabras clave en las que deberemos enfocarnos. Con ese listado podremos adaptar todo el contenido (anuncios, landing pages, textos) para ayudar a los motores de búsqueda a clasificarnos y mostrar nuestra web a esos clientes potenciales.

Puede que necesites ayuda para empezar. Contratar a un experto en SEO es una buena decisión, pues la investigación de palabras clave y el estudio de la competencia serán la columna vertebral de tu estrategia y evitarás uno de los principales errores SEO desde el principio.

 

Canibalizaciones

Si tenemos dos (o más) URLs compitiendo para la misma palabra clave, Google no sabrá cuál posicionar. El resultado suele ser que no posicionará ninguna. Y digo «suele ser», ya que puede ocurrir que sí lo haga en algún caso.

Sería mucho más beneficioso unir esas URLs en una, de ese modo se destacaría sólo una por esa intención de búsqueda, tendría mucha más fuerza y posicionaría mejor.

 

Blog desactualizado

El contenido de calidad siempre ayuda pero, hacer ese contenido más relevante, es siempre una buena estrategia. Actualizar a menudo (y reciclar el contenido que ya tienes) ayudará a minimizar la intención de búsqueda insatisfecha.

Si acabas de empezar, la rapidez y el contenido nuevo generarán más visitas orgánicas.

Podemos caer en el error de no prestar suficiente atención al blog de nuestra web, y es evidente que los blogs son una mina de oro para las oportunidades de posicionamiento. Aunque, si eres como yo, que voy siempre de cabeza con mucho trabajo y responsabilidades, no te queda más remedio que priorizar.

Pero tenemos que esforzarnos un poquito más y dedicar tiempo a nutrir nuestro blog con contenido que sea relevante, útil para nuestros clientes potenciales y que esté perfectamente combinado con palabras clave adecuadas.

Los posts de tu blog bien escritos no sólo muestran que eres un factor a tener en cuenta para tus competidores, sino que también ayudan a los motores de búsqueda a comprender tu sitio y mostrárselo a las personas que realmente estarán interesadas en tu contenido.

¿Y en qué tipos de contenido me debo enfocar? Intenta pensar como tu audiencia e investiga qué preguntas hacen relacionadas con tu sector. Indaga y ofrece tus contenidos de forma atractiva y que resuelvan lo que los usuarios buscan.

El contenido de calidad tiene un buen formato. Con títulos, subtítulos y listas, conseguimos presentarlo de una forma más atractiva y fácil de seguir. Las infografías son una gran ayuda y tienen mucho éxito.

Los párrafos cortos y con subtítulos son más fáciles de leer. Un índice de contenido al principio de un post permite que el lector vaya directo a la sección que le interese, o bien que sepa qué se va a encontrar.

 

Linkbuilding

El linkbuilding requiere mucho tiempo y paciencia, por eso se suele dejar un poco relegado. Pero hay que tener muy presente que Google percibe cada backlink como un voto de confianza hacia tu web, y eso ayuda a obtener una clasificación más alta y, por lo tanto, a conseguir más tráfico. Es necesario prestar atención a una estrategia de construcción de enlaces tanto interna como externa para darle a tu web un buen empujón.

Enlaces externos. Se trata de conseguir que otras webs, con mayor autoridad que la nuestra, nos publiquen un enlace a nuestro flamante site. El texto ancla de ese enlace debe ser natural y no únicamente centrado en las ventas. Es una tarea que requiere tiempo de investigación, pero el resultado es muy satisfactorio, ya que mejora enormemente el SEO de nuestra web.

Eso sí, hemos de comprobar cada backlink, ya que no se trata de crear enlaces sin ton ni son. Un enlace puede ser tóxico, es decir, si procede de una web penalizada o de una granja de enlaces que envían links masivos a otras webs, si está en otro idioma o si su temática trata sobre porno, apuestas, etc.

Enlaces internos. Rápido y gratis. Ayuda a Google (y demás motores de búsqueda) a comprender nuestro contenido y la estructura de la web, lo que dará como resultado que la muestren a audiencias más relevantes (las que nos interesan).

 

Experiencia de usuario e Interfaz de usuario (UX / UI)

Vivimos en un mundo acelerado, en el que nos hemos acostumbrado a recibir la información que queremos en segundos, ahora, ya. La velocidad de carga ha pasado a ser un factor decisivo en el rendimiento de nuestra web.

Términos como UX (User Experience) o experiencia de usuario y UI (User Interface) o interfaz de usuario, han pasado a ser prioritarios. Si ofrecemos una web fácil de usar, bien estructurada, con un diseño no sólo bonito, sino teniendo en cuenta lo que los usuarios experimentan en ella (y cómo lo experimentan) y que sea intuitiva, con un diseño funcional, nuestros visitantes permanecerán más tiempo en ella e incluso volverán.

Una web que tarda mucho en cargar, dará como resultado un alto porcentaje de rebote. Además, Google considera ya como factor directo de clasificación esa velocidad de carga.

Los factores que pueden afectar la velocidad de carga de tu web pueden ser muchos. Por ejemplo:

– El hosting
– Problemas de JavaScript
– Número de solicitudes HTTP

Es necesario estar pendiente del rendimiento a través de análisis de datos para identificar los problemas que pueda haber y solucionarlos.

La importancia de la experiencia de usuario (UX) va en aumento, y es tan importante como el diseño y el contenido que ofrecemos.

 

Thin Content

¿Y qué es thin content? El contenido que no resuelve la búsqueda que hacen los usuarios (no se corresponde con lo que se enuncia en los títulos), el contenido duplicado e incluso la información de escasa calidad es considerado thin content.

Existe una «norma» popular que dice que nuestros posts han de tener un mínimo de 300 palabras. En realidad no es totalmente cierto.

Sí que es verdad que un contenido extenso, bien estructurado y que ofrezca un contenido rico (y que responda a esas búsquedas concretas que hacen los usuarios) es lo deseable.

Pero también se puede resolver esa intención de búsqueda con un post breve y directo al grano. Aunque, de ese modo, los usuarios apenas pasarán unos segundos en nuestra web, mientras que si ofrecemos buen contenido, extenso  e interesante, su permanencia será mucho mayor y la tasa de rebote mucho menor.

Tampoco es buena idea copiar contenido de otros. Google penaliza este tipo de prácticas, además de que tu credibilidad caerá por los suelos.

En Desmarketing escribí un post en el que amplío información sobre este tema: Thin Content: qué es y por qué evitarlo para no ser penalizados por Google.

Los errores SEO más comunes

 

URLs amigables

Una URL extraña, llena de números, fechas y caracteres extraños, demasiado largas, llenas de preposiciones y otros conectores, son errores SEO garrafales a evitar.

Hemos de incluir la palabra clave lo más a la izquierda posible y acortar esa URL, aunque no hasta el punto de que pierda sentido. De ahí su nombre: URL amigable.

Lo que no se debe hacer es modificar una URL que ya está indexada. Si necesitas cambiarla por el motivo que sea, asegúrate de hacer una redirección 301 permanente desde la URL original a la nueva. De este modo no perderás todo el tráfico, autoridad y enlazado que puedan existir.

 

Jerarquía de encabezados

La estructura de las etiquetas de encabezados ha de estar correctamente implementada. Si, por ejemplo, de un H1 pasamos a un H3, nuestra estructura estará incompleta y confusa.

Si ofreces un contenido bien estructurado, mejorarás la experiencia de usuario y la comprensión de tu contenido por parte de los motores de búsqueda, por tanto, es muy importante cuidar tus encabezados.

 

Titles y Metadescripciones

El título SEO y la metadescripción de cada una de tus URLs que aparece en los resultados de búsqueda de Google no sólo deben estar hechas, sino también optimizadas y elaboradas de modo que llamen la atención de los usuarios.

El title informa, tanto a Google como a los usuarios, del tema clave de cada URL. Es importante que incluya la palabra clave lo más a la izquierda posible del texto y que no exceda de más o menos unos 60 caracteres.

La metadescripción es ese pequeño fragmento de texto que aparece en los resultados de búsqueda, bajo el title. Aquí tenemos otra gran oportunidad de atraer clicks si hacemos una metadescripción atractiva y llamativa.

La metadescripción no es tenida en cuenta para posicionar en Google, pero sí para atraer tráfico, así que bien merece un poquito de nuestra atención.

 

Atributos ALT

Los textos alternativos (ALT) de las imágenes son palabras o frases que describen cada imagen. Informan del contenido de cada imagen a las personas con discapacidad visual. Pero también informa a Google y permite que indexe esas imágenes y las posicione.

 

Enlaces rotos

A Google no le gustan nada esos enlaces que en su día pusiste con toda tu buena intención enlazando otros sites pero que, o bien han dejado de existir, o ya no sirven por otros motivos.

Tener enlaces defectuosos en nuestra web afecta negativamente tanto en el SEO como a nivel experiencia de usuario, por eso es importante detectarlos y eliminarlos.

 

Diseño responsive

En la era del Mobile First es, no ya importante, sino imprescindible que tu web sea responsive, es decir, que se pueda visualizar correctamente en cualquier dispositivo: ordenador, tablet o móvil.

La mayoría de los usuarios se conectan a internet cada vez más por móvil, así que hemos de ofrecer nuestros contenidos adaptados también a ese formato. De hecho, a todos los formatos si no queremos perder todo ese tráfico. Por no hablar de que Google podría penalizarte si tu diseño no es responsive.

 

Protocolo HTTPS

Las siglas HTTPS (HyperText Transfer Protocol Secure) hacen referencia a la evolución del HTTP, con la diferencia de que este únicamente estandariza la sintaxis entre intercambios de datos y comunicaciones entre cliente y servidor, mientras que el primero incluye el protocolo SSL/TSL (encriptado que codifica y descifra el mensaje HTTP).

Este encriptado, describiéndolo a grandes rasgos, aporta una mayor seguridad para el sitio web y sus visitantes, garantizando que los datos que proporcionan no serán descifrados por terceros.

Hoy por hoy, ya pocas webs http se ven, pero todavía hay algunas por ahí. Si la tuya lo es, ya estás tardando en implementar tu SSL.

 

Códigos de estado

Es fundamental detectar y corregir los códigos de estado:  errores 4xx, los 5xx del servidor si los hubiera y las redirecciones 3xx. Estos errores SEO nos informan de lo que sucede cuando los buscadores intentan acceder a nuestra web.

Lógicamente, si no solucionamos estos errores, nuestro posicionamiento SEO se verá afectado, pues no estará siendo indexado correctamente por los motores de búsqueda.

 

Sitemaps

Un sitemap es un archivo XML que contiene toda la información estructurada de tu web para que Google la localice e interprete.

Si no has enviado correctamente tu sitemap actualizado a Google desde Search Console, podrías tener problemas de rastreo e indexación sin saberlo. En la misma plataforma Search Console, Google te avisa de errores y advertencias para que tu web goce de buena salud.

 

Archivo robots.txt

El robots.txt es un archivo de texto plano que proporciona información a las arañas de Google, informándoles sobre (recomendándoles) qué deben rastrear y qué no.

Mediante este archivo podemos seleccionar, mediante una serie de parámetros, qué queremos que sea indexado y qué partes o secciones de nuestra web no nos interesa indexar.

Si está bien configurado, el SEO técnico estará saneado y distribuiremos mucho mejor el presupuesto de rastreo (crawl budget) que tengamos asignado en función de la calidad de nuestro contenido, la accesibilidad, la velocidad de carga y la autoridad.

 

Cloacking

Not a great idea! El cloacking es una técnica Black Hat que consiste en mostrar unos contenidos en tu web para los robots de motores de búsqueda (en forma de determinados códigos fuente) y otros para los usuarios (menos optimizados). De esta manera se puede encubrir contenido penalizable sin que sea detectado.

Una técnica similar es IP Delivery, aunque no es lo mismo y no es penalizable si no significa un intento de manipulación.

 

Infografía sobre los errores SEO a evitar

 

Evitar errores SEO en tu web

Hay muchos otros errores SEO que pueden perjudicar a tu web.

A veces, las prisas, la falta de tiempo y nuestro volumen de responsabilidades con los clientes o nuestra vida diaria, hacen que aparquemos algunos o muchos de estos factores que influirán en nuestro posicionamiento. Y ya sabes lo cierto que es el dicho popular: En casa del herrero, cuchillo de palo.

Sin embargo, que no sea una excusa para pasar por alto cosas tan importantes que, con un poco de esfuerzo, nos darán grandes sorpresas.

El SEO es un mundo en constante evolución, hemos de adaptarnos a cambios imprevistos y repentinos, cosas que hacen que pasemos buena parte de nuestro tiempo actualizándonos e investigando. Incluso, en determinados momentos, nos puede dar miedo equivocarnos pero, si no experimentamos y aprendemos de nuestros errores, no avanzaremos.

Son muchos los factores a tener en cuenta, pero ahora ya sabes unos cuantos errores SEO que debes evitar. ¿Empezarás a cuidar un poquito más el SEO de tu web?

Ana Patricia G. C. Diseño Web

Autora: Ana Patricia G. C.

Consultor SEOMarketing Digital | SEO Manager

¿Te gustó este Post? Compártelo en tus Redes Sociales

Share on twitter
Compártelo en Twitter
Share on linkedin
Compártelo en LinkedIn
Share on facebook
Compártelo en Facebook
Ana Patricia SEO

«El  SEO te llevará al cielo»

Escribo sobre:

Blog SEO de Ana Patricia G. C.

¿Me acompañas en este blog de SEO y Marketing Digital?

Anímate a dejar un comentario; cuéntame qué te ha parecido

2 respuestas

  1. Me ha parecido muy interesante tu publicación, Ana Patricia. Me has aclarado muchas cosas que no sabía. La verdad es que siempre que te leo aprendo mucho e intento aplicarlo a mi web. Gracias y un saludo.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Responsable: Ana Patricia González Cardesín
Finalidad: Gestión de los comentarios de las publicaciones
Legitimación: Consentimiento del interesado
Destinatarios: Los datos no se cederán a terceros salvo en los casos en que exista una obligación legal. Los boletines electrónicos o newsletter están gestionados por entidades cuya sede y servidores se encuentran dentro del territorio de la UE
Derechos: Acceder, rectificar y suprimir los datos, así como otros derechos, como se explica en la información adicional.